Nuevo proceso constituyente, un acuerdo suficiente

Afortunadamente cuando parecía más difícil, la prudencia y la responsabilidad se impuso. Para ello la figura del Presidente del Senado ha sido clave. Con un estilo alejado del conflicto y centrado en los acuerdos, con prudencia, sin cejar en mantener el dialogo abierto y sin la desesperación de transformarse en el protagonista, Elizalde sin duda se instala en tiempos de tanta mediocridad, como una figura política de una estatura que hace años no veíamos. 

Afortunadamente cuando parecía más difícil, la prudencia y la responsabilidad se impuso. Para ello la figura del Presidente del Senado ha sido clave. Con un estilo alejado del conflicto y centrado en los acuerdos, con prudencia, sin cejar en mantener el dialogo abierto y sin la desesperación de transformarse en el protagonista, Elizalde sin duda se instala en tiempos de tanta mediocridad, como una figura política de una estatura que hace años no veíamos. 

Print Friendly, PDF & Email

Comparte la noticia