Parisi en caída libre mientras el PDG naufraga entre la izquierda y la derecha

Sin un liderazgo fuerte que permita acercar posiciones y aunar una postura para enfrentar a las dos grandes fuerzas mayoritarias en el sistema político nacional, el Partido de la Gente (PDG) ha caído presa de sus propias contradicciones y, en poco tiempo, pasó de ser la colectividad con mayor cantidad de militantes en el país, a convertirse en un partido que se desvanece por la falta de organización interna. Uno en donde Franco Parisi ha perdido influencia y carecido del liderazgo capaz de alinear a los suyos para hacer frente a la crisis. "Perdió el foco de los principios nuestro partido el día que apoyó los egos de la oposición", denuncia la diputada Karen Medina, en el contexto de un reciente enfrentamiento por el acuerdo firmado entre un grupo de parlamentarios de la tienda y Chile Vamos, para propiciar la censura de ciertos diputados en trece diferentes comisiones de la Corporación. 

Sin un liderazgo fuerte que permita acercar posiciones y aunar una postura para enfrentar a las dos grandes fuerzas mayoritarias en el sistema político nacional, el Partido de la Gente (PDG) ha caído presa de sus propias contradicciones y, en poco tiempo, pasó de ser la colectividad con mayor cantidad de militantes en el país, a convertirse en un partido que se desvanece por la falta de organización interna. Uno en donde Franco Parisi ha perdido influencia y carecido del liderazgo capaz de alinear a los suyos para hacer frente a la crisis. «Perdió el foco de los principios nuestro partido el día que apoyó los egos de la oposición», denuncia la diputada Karen Medina, en el contexto de un reciente enfrentamiento por el acuerdo firmado entre un grupo de parlamentarios de la tienda y Chile Vamos, para propiciar la censura de ciertos diputados en trece diferentes comisiones de la Corporación. 

Print Friendly, PDF & Email

Comparte la noticia